Bien dice el dicho que de la “muerta nadie puede escapar” y menos cuando nos coge de sorpresa de la forma más inaudita y cruel posible.

(MIRA TAMBIÉN: Los mejores trucos del Fidget Spinner)

Tal y como le pasó a un médico chino que quedó atrapado en un ascensor y de manera súbita se partió en dos y murió desangrado, luego de intentar avanzar para uno de los consultorios del hospital Taipéi y hubiera fallado en el intento.

Así como se puede apreciar en las siguientes imágenes que a decir verdad podrían herir la sensibilidad del interesado:

>>>MIRA EL VIDEO ACÁ<<<

RELATED POST