1) “Quedarse sin papel higiénico” entre las llamadas de emergencia

La policía del Reino Unido informó cuales son algunas de la llamadas de emergencia más comunes, y dijo que una de la más bizarras fue la siguiente: “Acabo de recibir una llamada de un hombre al 999 diciendo ‘he quedado sin papel higiénico’”. Son de las llamadas innecesarias que realizaron en 2012.

También figuran aquellas que reportan una fuga en el cuarto de baño, problemas para hacer una comida o alguien que quiere que lo lleven a casa el día de Navidad, para indicarles un local chino o aquel que quería un paramédico para tomarle la temperatura a su perro. Esto molesta a la policía, por que además de ser llamadas absurdas, les roban tiempo para atender llamadas más importantes.

2) Un gato que traficaba armas y teléfono a la cárcel

La nueva moda de los presos es criar gatos para manipularlos. La prueba de esto es la noticia que ocurrió en la ciudad brasileña de Arapiraca, en donde un gato era usado para transportar sierras como arma blanca y un teléfono móvil. Quizá nos preguntemos, ¿de dónde salió el gato? Pues bien, el animal fue criado por un grupo de presos sin que los guardias se dieran cuenta y después entregado durante la visita a familiares, quienes hicieron lo suyo.


Puesto que los gatos regresan a sus amos, el gato fue puesto cerca de la cárcel para que regresara por sí sólo al interior. El gato llevaba cuatro pequeñas sierras, dos brocas de taladro, unos audífonos, un teléfono móvil con cuatro baterías y un cargador y una memoria USB. Pero el animal fue detectado, y no, no lo metieron a prisión; fue llevado a un centro de animales.

3) El gato que llevaba regalos a la tumba de su amo

La historia del gato que día con día lleva regalos a la tumba de su fallecido amo hace más de un año ha conmovido a los habitantes de la comunidad de Marlian, en Toscana, Italia. Según relató Ada, la viuda, el gato Toldo lleva pequeñas cosas, ramitas, hojas, mondadientes, vasitos de plástico. “A veces viene conmigo y a veces solo. Todo el pueblo lo conoce”, agregó.


Toldo, un gato gris y blanco de tres años, asistió al funeral de Renzo Iozeelli en septiembre de 2011 y desde entonces adoptó la costumbre de visitar el cementerio, algo que normalmente hacen los perros. “Quería mucho a mi marido, lo seguía por todas partes. Ahora que vive conmigo, mi hija y mi yerno, también nos quiere mucho”, agregó Ada. Actualmente el gatito no puede hacer el viaje hasta la tumba por el frío y sus problemas de enfermedad.

4) Quería ser como el de la película, comió 28 huevos y murió

Es bien sabido que no todo lo que pasa en las películas es verdad. Resulta que un joven tunecio de 20 años quería imitar el ejemplo del personaje Paul Newman en “La Leyenda del Indomable”, pero no midió sus fuerzas. En la película el joven se come 50 huevos hervidos.

El joven murió el miércoles en Kairouan, tras ganar la apuesta. Después de acabarse el último huevo, fue llevado de inmediato con dolores abdominales hasta el hospital de la ciudad, en el que no pudieron hacer nada para salvarle la vida. ¡Que lamentable!

5) Una millonaria que trabaja de barrendera

El trabajo honrado no denigra a nadie, no le quita ni le pone nada. Personalmente, me repugnan las personas que se sienten con aires de superioridad porque tienen cierto trabajo o quizá mucho dinero. Pero afortunadamente en nuestro insólito mundo hay personas que valoran el servir a otros mediante un trabajo digno, sea para ganarse la vida o para sentir satisfacción personal. La segunda razón es el motivo principal de una millonaria que trabaja barriendo calles.

Su fortuna se estima en diez millones de yuanes (equivale a 1.6 millones de dólares), pero desde hace quince años trabaja como barrendera en Wuhan, la capital de la provincia de Hubei, al este de China, con el propósito de servir de ejemplo a sus hijos. Yu Youshen, de 53 años, trabaja los seis días de la semana a tiempo completo, le pagan unos 174 euros. Ella afirma: “Quiero ser un ejemplo para mis hijos. No quiero sentarme ociosamente y dilapidar mi fortuna”. Esto ha producido buen efecto en sus hijos, pues uno trabaja como chófer con un salario mensual de casi 250 euros, y su hija, gana unos 367 euros por un trabajo que no se ha revelado. Antes era agricultura y poco a poco fue haciendo fortuna. Todos los días limpia 3km de calle, lamentablemente no todos agradecen su trabajo, pues algunos de sus vecinos han llegado a insultarla. ¿Que piensas?

Fuente: PlanetaCurioso.com

RELATED POST