Dos hombres quisieron probar en carne propia y experimentar cómo es el dolor que se siente durante un parto. Dennis Storm y Valerio Zena, presentadores de televisión, fueron conectados a unos electrodos que emulaban las contracciones a las que se ven sometidas las mujeres durante el parto. Después de dos horas estaban rogando que les sacaran los electrodos.

El trabajo fue grabado y proyectado durante un episodio del exitoso programa de televisión Proefkonijnen (conejillos de indias), que la pareja presenta en la televisión holandesa.

Storm y Zena habían oído hablar de que dar a luz era el peor dolor que hay. Ambos revelaron que querían experimentar ese dolor.

Atados a los electrodos y a unos segundos de empezar, Zena le preguntó a una de las enfermeras: “¿Cree usted que el dolor nos hará gritar?“. Ella respondió: “Sí, seguro que los hará gritar“.

Como se puede ver en el vídeo, el reto se le quedó demasiado grande a la pareja que se retorcía de dolor y agonizaban mientras los electrodos “golpeaban” su cuerpo.

La predicción de la enfermera fue cierta y la pareja se doblaba de dolor en los momentos que recibían las falsas contracciones.

RELATED POST

Comments are closed.