Valeria Lukyanova, la ucraniana que conmoción el mundo de las redes sociales por su apariencia poco convencional, fue bautizada por sus  seguidores como la ‘Barbie’ humana, aunque la chica en varias ocasiones ha asegurado que lo único ‘falso’ que tiene en su cuerpo, son sus pechos.  

Mientras los críticos son escépticos de que la mujer de 32 años haya logrado su apariencia sin más cirugía, la revelación de cómo luce su madre, sugieren que en realidad la razón de su aspecto físico podría estar en sus genes. 

Recientemente, Valeria compartió fotos de su madre Irina Paschkeeva, a quien se le desconoce la edad, pero que luce muy joven y con un aspecto muy parecido al de su hija.  

Ambas mujeres, que muchos piensan podrían ser hermanas, comparten similitudes en su apariencia con sus cabellos rubios, figuras envidiables y grandes ojos. 

En una de las imágenes, se puede ver a Irina presumiendo de sus curvas en la playa. En otra selfie destacan lo  joven y radiante que luce su piel.

Valeria cuenta con más de 500 mil seguidores en Instagram, quienes no dudaron en elogiar la belleza de su progenitora. “Las dos son deslumbrantes”, “¡Increíble, así es como debería verse la madre de Barbie!”, “Tienes una madre tan hermosa. Ella demuestra que ni el parto, ni los hijos influyen en el deseo de ser bella”.

Lukyanova admitió tener implantes mamarios y usar lentes de contacto de colores para parecerse más a Barbie, pero insiste en que su cuerpo perfecto se reduce exclusivamente a una estricta dieta y ejercicios.

“Siempre ha sido importante para mí no solo poder tener un cuerpo en forma, sino mantener las proporciones similares a las de un modelo. De hecho, es un verdadero desafió cuando tienes músculos y al mismo tiempo tienes piernas delgadas”, aseguró la ucraniana en una entrevista para los medios de su país.

Fuente Sistema Integrado Digital

RELATED POST