Cristo José,  de cinco años de edad, había sido secuestrado desde hace siete días en el municipio de El Carmen, Norte de Santander, en momentos en que se disponía a iniciar su jornada escolar.

El presidente Iván Duque confirmó que el pequeño ya se encuentra en libertad, al lado de su padre Edwin Contreras, alcalde de El Carmen.

En diálogo con RCN Radio, Diana Arévalo, madre del menor, se mostró emocionada con la liberación de su hijo. Manifestó que lo primero que le dijo Cristo José es que se lo habían “robado” y que “me quería mucho”.

De igual modo, reveló que el niño en estos momentos “tiene diarrea” y está muy picado por los insectos. “Sólo le estaban dando pan con salchichón. No tengo información respecto a la liberación del niño. Yo estaba esperando este momento cada día, me enteré cuando vi una foto, porque yo dije que hasta que no viera una foto, yo no iba a cantar victoria”.

De igual modo, Arévalo agradeció al pueblo colombiano por el apoyo recibido durante el secuestro de su hijo.

“Gracias a Dios, gracias por la compañía, el apoyo, yo no tengo palabras (…) Gracias a Colombia, las oraciones las escuchó Dios, esta es una muestra de que orando se consigue todo. Hay que tener fe, nunca desfallecer y siempre tener la disposición porque Dios es grande y misericordioso”, manifestó la madre de Cristo José.

Además,  manifestó que se siente orgullosa de la fortaleza, gallardía e inteligencia de Cristo José.  No obstante, señaló que ahora lo que se viene es un chequeo médico al su hijo.

“Yo le pido a todo mundo a que hagamos un llamado a la reconciliación, hagamos un llamado a la paz, pero a una paz verdadera que nazca desde nuestros hogares y corazones. Así como hoy oramos por mi hijo, así hagámolo por la paz, nostros necesitamos un país en paz”.

Por último, afirmó que no guarda rencor por las personas que tuvieron secuestrado a Cristo José e insistió en no saber en manos de quién estaba su hijo.

Fuentes cercanas a RCN Radio indicaron que el pequeño fue liberado en un paraje solitario. El general Alberto José Mejía , comandante de las Fuerzas Militares, aseguró que todo se debió a la presión de las tropas en la zona.

 

 

RELATED POST