El 19 de octubre es el Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer de Mama, cuyo número de víctimas letales a nivel mundial va en aumento, especialmente en los países en desarrollo, donde la mayoría de los casos se diagnostican en fases avanzadas.

El cáncer de mama representa el 16% de todos los cánceres femeninos del mundo y es más frecuente en las mujeres tanto en los países desarrollados como en los países en desarrollo, según la Organización Mundial de la Salud. Aunque no es un panorama alentador, las mujeres deben saber que existen estudios que permiten un diagnóstico precoz y son verdaderos aliados en la lucha contra este padecimiento.

Este cáncer se produce por la multiplicación y crecimiento exagerado y descontrolado de células malignas en la mama. Estas células cancerígenas son capaces de invadir tejidos vecinos y distantes provocando una alteración en el funcionamiento del organismo y de no ser tratado a tiempo puede llevar a la muerte, representando un costo emocional, económico y social elevado para las mujeres que lo padecen, sus familias y la sociedad en su conjunto, particularmente cuando se detecta en estados avanzados.

RELATED POST