Este hombre vive hace 20 años en una alcantarilla para ahorrar dinero y darle educación a sus hijos ya que el los quiere ver profesionales.

Después de una muy mala racha en cuanto a deudas y multas se refiere, a sus 53 años de edad decidió entrar en quiebra, optó por vivir bajo tierra para poder ahorrar la mayor cantidad de dinero posible y así pagar la educación y alimentación de sus tres hijos.

Luego de pasar 20 años, las autoridades de Pekín descubrieron el caso y posteriormente su historia fue conocida en medios de comunicación de China.

RELATED POST