Atención Bogotá… A un centro de reclusión especial fueron enviados los cinco tipos que participaron en el ataque a bala contra una casa en el barrio El Remanso de la localidad de Bosa en el sur occidente de Bogotá, en donde una niña de escasos 2 años de edad resultó herida.

 

El coronel Álvaro Guerrero dijo en Las Noticias de Radio Uno 88.9 FM,  que los jíbaros perseguían a un señor porque no les quiso ayudar en la venta de vicio y este parroquiano por evitar la muerte, se metió a su humilde predio de la carrera 88 I con la calle 74 A Sur, el cual resultó prendido a plomo por los pistoleros.

El oficial de Inspección y Vigilancia de la MEBOG manifestó en el noticiero de Radio Uno que, en medio de la ráfaga, dos disparos alcanzaron las piernas de la criaturita y por eso fue necesario su traslado por parte de la patrullera Anzola al CAMI de la zona.

La suboficial relató,  que se montó en la moto de su compañero de vigilancia, ubicó al angelito en medio de los dos, le puso el casco para evitar otra posible bala por el cruce de disparos que se presentaba entre miembros de la institución y la pandilla y arrancaron para su atención final en el Hospital Kennedy en donde es atendida por médicos de turno.

Los agresores lograron ser ubicados y retenidos por un cuadrante policial, en el momento que intentaban escapar metidos en un taxi y todo parecer indicar que los miembros de esta banda serían los responsables del crimen perpetrado contra un amigo del ayer atacado, en una calle del municipio de Soacha, Cundinamarca.

RELATED POST