Los selfies pueden contagiar los piojos

La experta en control de piojos Marcy McQuillan, quien dirige los centros de tratamiento Nitless Noggins, en California, advierte que desde que se desató la moda de los selfies ha visto un incremento considerable en el contagio de piojos, sobre todo entre los más jóvenes, según explica Diario Uno.

¿La razón? Resulta que para que una selfie en grupo salga bien, todos tienen que juntar sus cabezas y donde una sola tenga piojos existe una gran posibilidad que «se los pase» a los demás.

«Los piojos se contagian a través del contacto ‘cabeza a cabeza’; no saltan ni vuelan, necesitan que las cabezas se toquen», explicó McQuillan.

La doctora McMillan asegura que desde el momento en que esta moda se impuso, los casos de piojos se ha aumentado en gran cantidad y que todos sus pacientes adolescentes han confesado tomarse selfies todos los días.

Así que como dice el dicho, es mejor prevenir que lamentar, por eso y para evitar el contagio, los expertos recomiendan que cuando se tomen un selfie mantengan sus cabezas separadas.