Ladrón fue ignorado luego de intentar robar una tienda

El dueño de un restaurante de comida de Nueva Zelanda sufrió un peculiar intento de robo. Un hombre enmascarado entró en su local, armado con una pistola, y exigió todo el dinero de la caja registradora.

(MIRE TAMBIÉN: Adrenalina pura y estos fanáticos al motocross)

Said Ahmed, dueño del local, demostró lo que es tener sangre fría. Lejos de ponerse nervioso, siguió con lo suyo y terminó de atender a un cliente que había hecho un pedido. Metió los artículos en la bolsa, se lo entregó al comprador y se marchó ignorando por completo al ladrón que permanecía delante de la barra.

La policía hizo públicas las imágenes de la cámara de seguridad donde se aprecia el robo frustrado. Ante el desplante el ladrón se marchó del lugar.

Con información de: Redacción NTN24