Una joven brasileña, de 18 años llamada Rebecca Bernardo, decidió subastar su virginidad, de la misma forma que lo había hecho su compatriota Catarina Migliorini.

Según contó, la decisión la tomó debido a la complicada situación económica por la que está pasando y necesita ayudar a su mamá quien está postrada en una cama luego de un derrame cerebral.

Aseguró también que con su trabajo de mesera y vendedora de cosméticos no le alcanza para cubrir todos los gastos. O le paga a la enfermera o come.

En solo un día el video logró más de 300 mil visitas en Youtube y tres ofertas: la más alta por US$35 mil

La indignación en Brasil crece y temen que se pueda convertir en una nueva moda.

 

RELATED POST

Comments are closed.