“Irse y venirse” sera la nueva tendencia sexual de los paseos en bicicleta. Happy Ride, es un nuevo asiento para bicicleta que vibra, logrando estimular el “pedaleo”.

Este es el nuevo accesorio erótico que salió a la venta en una sex shop británica, y que seguramente revolucionará los paseos en bicicleta.

Consiste en un vibrador oculto discretamente en una funda lavable pegada al asiento de la bicicleta. En la parte trasera el asiento contiene un bolsillo, en el cual se ubica la unidad de control y dos pilas doble A.

Sus creadores aseguran que puede que este diseñado para adaptarse a la anatomía femenina, pero será igualmente disfrutado por los ciclistas varones.

Su costo es de 42 dólares y se recomienda no ser usado en el trancón.

asientovibra

RELATED POST