¡El iPhone le quemó la pierna!

Una niña de nueve años sufrió quemaduras de tercer grado en su muslo, luego su iPhone comenzara a gotear ácido a través de su forro de plástico.

La pequeña sufrió quemaduras de dejaron su muslo marcado de por vida, con una cicatriz en forma del smartphone de Apple.

Según Karly Retter, madre de la chica, la niña tenía el teléfono sobre su muslo derecho mientras dormía, cuando un líquido corrosivo comenzó a quemar su piel.

La madre de la niña publicó una imagen de las quemaduras, para así advertir sobre el peligro que pueden correr otras personas.

rcn_radio_rcn_mundo_radio_uno_web_223