Con un aspecto cambiado (se mandó cortar el cabello y rasurar la barba), el hincha que habría lanzado la piedra que impactó el bus de Boca antes de la final de la Copa Libertadores en las cercanías al estadio de River, fue detenido por la policía de Buenos Aires luego de tres semanas de investigaciones para dar con su paradero.

Su nombre, de acuerdo a las autoridades, es Matías Firpo, integrante de la barra Somos River, quien habría lanzando el proyectil que rompió una de las ventanas donde se transportaban los jugadores del club ‘Xeneize’, hecho que derivó en la suspensión del encuentro por las heridas que sufrieron algunos futbolistas, entre ellos el mediocampista Pablo Pérez, trasladado a un centro hospitalario.

Según afirma la prensa argentina, la policía dio con la ubicación del supuesto agresor por sus señas de identidad al momento de los disturbios. “El hincha llevaba una gorra roja y también se observa un elemento de color blanco que podría ser una colita de cabello, o bien la etiqueta de dicha gorra; también se pudo determinar que de sus pantalones sobresalía un calzoncillo de color gris con vivos o elástico negro“, detalló el Ministerio Público Fiscal.

Dichas pistas contribuyeron a hacer un seguimiento con las cámaras de seguridad, para luego cotejarlas con los datos utilizado para los controles de acceso al estadio Monumental.

Aunque se conoció el nombre del detenido con varios días de anterioridad, las autoridades debieron esperar, debido a que Matías Firpo cambió su aspecto físico, lo cual llevó a verificar la información recopilada con las fotos publicadas en redes sociales por el aficionado de River antes y después del día de los desmanes.

Según trascendió, los delitos que le imputan a Firpo son los de daño agravado, lesiones leves dolosas agravadas, atentado a la autoridad, así como impedir la realización de un espectáculo deportivo de carácter masivo con concurrencia pública, entre otros.

Fuente
Antena 2

RELATED POST